Ir a la página principal

EL PERFECTO IDIOTA LATINOAMERICANO

AUTORES: Carlos Alberto Montaner, Plinio Apuleyo Mendoza y Alvaro Vargas Llosa

Sobre el idiota español

Mendoza, Montaner y Vargas Llosa incluyen a los hispanos en su nueva edición del "Manual del perfecto idiota"

BARCELONA. Redacción de La Vanguardia.

La familia crece. El "Manual del perfecto idiota latinoamericano", el panfleto ultraliberal firmado por Plinio Apuleyo Mendoza, Carlos Alberto Montaner y Álvaro Vargas Llosa, llega a España --Plaza & Janés lo editará el próximo miércoles-- tras su sonada publicación en Sudamérica, convertido en "Manual del perfecto idiota latinoamericano... y español".
A tal efecto, Mario Vargas Llosa ha escrito un prólogo a la edición española; y los autores le han añadido al libro un "index expurgatorius hispanicus", esto es, una compilación de recientes "frases idiotas sobre la economía, la sociedad y el Estado", pronunciadas por personalidades españolas. Entre ellas figuran desde Pedro Almodóvar hasta Marcelino Camacho, pasando por celebridades de muy diverso pelaje ideológico.
El perfecto idiota latinoamericano, según prologaba Vargas Llosa en la edición original, es aquel que "cree que somos pobres porque 'ellos' son ricos y viceversa, que la historia es una exitosa conspiración de malos contra buenos en la que 'aquéllos' siempre ganan y nosotros siempre perdemos (él está en todos los casos entre las pobres víctimas y los buenos perdedores), no tiene empacho en navegar en el ciberespacio, sentirse 'on-line' y (sin advertir la contradicción) abominar del consumismo (...)".
¿Cómo es el perfecto idiota español? ¿Es igual que su colega latinoamericano? No exactamente. Según especifica Vargas Llosa padre en el prólogo a la edición española, "a diferencia de América Latina, la idiotez política no reviste en España caracteres mesiánicos porque el mesianismo --el sueño revolucionario, la tabula rasa, la purificación apocalíptica-- se eclipsó con la coexistencia en la legalidad que impuso la práctica democrática y el trauma existencial que causó a la izquierda la desintegración de la URSS y la caída del muro de Berlín. Desde entonces, ha perdido audacia, vuelo, y se ha replegado en variantes nacionalistas, populistas y socialdemócratas. La más visible es el o (...) en el que comulgan por igual los nostálgicos de Franco y de Stalin".
"Casi todas las otras variantes de la idiotez política hispánica derivan de la beatería estatista, curiosa aberración en un país donde el Estado no hace más que demostrar a cada paso (...) que empresa que monopoliza, la arruina, y función que administra, la burocratiza y estraga. También, que la corrupción es fenómeno inseparable de la elefantiasis estatal (...)."

La contumacia de Anguita
M endoza, Montaner y Vargas Llosa hijo agregan por su parte que "la idiotez española carece de banderas políticas y no está sujeta a una lectura ideológica de la realidad (...) Hay idioteces tremendas en el fascismo joseantoniano de la Falange. Especialmente, en su irritado nacionalismo españolista (...) El franquismo también podría ocupar una vasta proporción en esta antología (...)".
"De la izquierda española --prosiguen los autores-- también podría decirse lo mismo: releer hoy los escritos y discursos del socialista Largo Caballero, o de los comunistas, desde la Pasionaria hasta Enrique Líster, darían de sí muchas páginas de verdaderos atropellos a la razón y al sentido común. Lo lamentable es que Julio Anguita continúa instalado en ese mismo lenguaje, como si el comunismo no se hubiera desmoronado, y como si todas las predicciones de Marx no hubieran chocado estrepitosamente contra la historia y que muchos socialistas y algunos derechistas sigan profesando ese secular antiyanquismo hispánico y una ciega fe en el exangüe Estado del bienestar. Estamos, envidentemente, ante un pasmoso caso de indiferencia frente a la realidad. Un caso crónico de autismo político."
Las diferencias entre la edición latinoamericana y la española del "Manual del perfecto idiota" terminan, citas aparte, aquí. A excepción del prólogo especial y del capítulo añadido, el sumario de un libro y otro coinciden. Entre los capítulos más punzantes quecomparten ambos volúmenes cabe mencionar el denominado "Los diez libros que conmovieron al idiota latinoamericano". En él se descalifican diez títulos de culto entre la izquierda latinoamericana. Son éstos: "La historia me absolverá" (Fidel Castro), "Los condenados de la tierra" (Frantz Fanon), "La guerra de guerrillas" (Ernesto "Che" Guevara), "¿Revolución dentro de la revolución?" (Régis Débray), "Los conceptos elementales del materialismo histórico" (Marta Harnecker), "El hombre unidimensional" (Herbert Marcuse), "Para leer al Pato Donald" (Dorfman y Mattelart), "Dependencia y desarrollo en América Latina" (Cardoso y Faletto), "Hacia una teología de la liberación" (Gutiérrez) y "Las venas abiertas de América Latina" (Galeano).
Los autores del "Manual del perfecto idiota latinoamericano... y español" estarán en Madrid durante la última semana de septiembre, para la presentación de su libro, que correrá a cargo del ex ministro Miguel Boyer.



IR A LA PAGINA PRINCIPAL
IR A CRITICA DE LIBROS
PAGINA ACTUALIZADA EL 15/12/2000